Someten cargos por muerte de Laura

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Someten cargos por muerte de Laura

    Jeremiah Jackson, de 23 años, fue acusado formalmente por el asesinato de la joven Laura Araujo, anunció el teniente Walter Bell. El cuerpo de la mujer fue encontrado en un bolso de lona en medio de la basura en el sector Kensington de Filadelfia.

    Un robo fue el motivo para matar a la recién graduada del Art Institute de Filadelfia, según oficiales.

    El cuerpo de Araujo fue encontrado frente a una casa abandonada en Kensington, con sus manos y pies amarrados. Había sido golpeada y estrangulada, y sus restos dejados en una bolsa de basura, envueltos en una sábana y luego introducidos en un bolso de lona.

    El bolso fue dejado en la acera, con la basura, en la cuadra 2200 de 3rd Street en la mañana del lunes. Todas las posesiones de Araujo se encontraban en el área. Fue descubierta por un hombre que revisaba la basura e inmediatamente llamó a la policía.

    Araujo se encontraba por comenzar un nuevo empleo en un hotel local y estaba buscando un lugar para vivir cuando fue asesinada, dijo el Capitán James Clark, de la División de Homicidios.

    Clark mencionó que Araujo buscaba un apartamento y tenía “las pertenencias de su vida” en su carro al momento de su muerte. La policía cree que la persona que mató a la joven, robó su carro, un Toyota Rav 4 de 2011, y lo llevó a South Bambrey Street, al sur de Filadelfia, donde lo incendió.

    “Todas sus pertenencias fueron encontradas donde fue encontrado su cuerpo al norte de Filadelfia. Obviamente, luego del asesinato y de que su cuerpo fuera dejado allí, alguien llevó el vehículo al sur de la ciudad y lo prendió en fuego para cubrir sus huellas”, dijo Clark.

    Comentó, además, que los resultados de una autopsia arrojaron que Araujo fue asesinada entre cuatro a ocho horas antes de que su cuerpo fuera encontrado.

    “Dónde la mataron, eso no lo sabemos”, expresó Clark.

    El martes en la noche, fue detenido un hombre de 23 años que la policía consideraba una persona de interés en la muerte de Araujo, y ahora enfrenta cargos por el asesinato de la joven. El hombre, cuyos brazos estaban cubiertos con vendajes, se apareció en el Crozer-Chester Medical Center el martes, con múltiples quemaduras. Allí fue agarrado por la policía.

    De acuerdo con la policía, el hombre vivía en el mismo complejo de apartamentos que Araujo.

    Araujo era natural del Bronx, en Nueva York, pero había vivido en Filadelfia durante los pasados cuatro o cinco años, mientras culminaba su título en Diseño de Modas. Se graduó en diciembre.

    De su cuenta en la red social profesional LinkedIn, se desprende que era una estudiante sobresaliente que se encontraba en la lista del decano y recibió reconocimientos en diversos cursos.

    El trabajo de la joven fuera de la escuela, incluía impartir tutorías a niños y adultos que aprendían inglés como segundo idioma, de acuerdo con el perfil cibernético. También listó trabajo comunitario en Oklahoma y Georgia.

    Clark la describió como una chica inteligente con un futuro brillante.