Recórrelo: el baño público con obras de arte y música clásica