La ciudadanía se convirtió en legado para los suyos

Nilda Carrillo es madre de dos niños.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Camino a la ciudadanía: busca ofrecerle oportunidad a sus hijos

    Nilda Carrillo, original de México, se hizo ciudadana americana en un afán por darle la oportunidad a sus hijos de una mejor educación.

    (Publicado martes 17 de septiembre de 2019)

    Obtener la ciudadanía estadounidense le dio tranquilidad, aunque asegura que en el camino debe haber mucho empeño y consistencia para tener un final exitoso.

    Así resume su historia la mexicana Nilda Carrillo, quien nació en Zacatecas y llegó a los Estados Unidos a trabajar, inicialmente, como residente permanente. Sin embargo, optó por perseguir la ciudadanía, algo que dijo le trajo paz a su vida.

    “Es lo mejor que puedes llegar a tener. Eres intocable, se puede decir. Lo obtuve por mi papá”, contó a Telemundo 62.

    La madre de dos niños relató que en el año 2007 su vida cambió cuando, justo después de su graduación de secundaria, su padre falleció de cáncer. En ese momento, decidió regresar a México y comenzó a estudiar hotelería.

    “Nunca puse en pausa mis estudios y me enfoqué en seguir una carrera donde el inglés fuese esencial para no perder lo que ya había hecho aquí, en Estados Unidos”, dijo.

    En México se casó y quedó embarazada de su primogénito, por lo que decidió regresar a los Estados Unidos.

    “Decidí darle el mismo derecho que mi papá me dio a mí, como hijo, que naciera en otro país y tuviera la oportunidad de ser americano. Ya no significa mucho, pues, que seas residente”, expresó.

    Por tal motivo decidió ir tras la ciudadanía. Carrillo aseguró que no fue tan difícil, pero se debe poner mucho empeño y trabajar mano a mano con abogados, para completar los pagos, formularios y todo lo que se requiera.

    “Tienes que probar que eres buen residente, que trabajas y aportas al gobierno”, señaló.

    Estando sola y con un recién nacido, decidió asumir dos trabajos a la vez, mientras los trámites permitían que su esposo pudiese ingresar legalmente al país.

    Aun sin contar con un auto, se movía en autobús sin importar si llovía, nevaba o hacía un sol intenso. Hoy día, está tranquila con la ciudadanía, obtuvo un trabajo estable, y su esposo va rumbo a buscar su propio certificado de ciudadano estadounidense.

    ¡Llévanos contigo! Síguenos en Facebook o Twitter y haz click aquí para descargar la aplicación de Telemundo 62 completamente gratis. Donde quieras, cuando quieras.