Horarios extensos de padres afectarían a hijos

shutterstock_107606342_madre_trabajdora

Según un reciente estudio, niños y adolescentes con padres que trabajan en horarios irregulares y extensos podrían ser más proclives a tener problemas de conducta y de consumo de drogas.

En los casos de niños más pequeños, podrían presentar dificultades en el desarrollo del lenguaje, trabas para el aprendizaje y fallas en su memoria.

“Se recoge en la investigación que para niños en edades adolescentes o preadolescentes la ausencia de los padres incrementa la probabilidad de que los chicos participen en actividades de riesgo”, dice Emma García del Economic Policy Institute.

[Te puede interesar: Viral foto de madre lactando a hijo y amigo]

Para algunos, dejar a sus hijos por largas horas es inevitable. “Mi niño más bien me tenía miedo. No quería llegar conmigo. Me miraba como un extraño porque no pasaba mucho tiempo con él. A veces uno por querer hacer algo por un lado por otro lado esté perdiendo”, dijo Noé Natarén, padre de familia.

Sin embargo Fernando de Greef, psicólogo, asegura que asegura que lo importante en estos casos no es la cantidad sino la calidad del tiempo que pasan padres e hijos y que “en el tiempo que uno tenga disponible, encontrar la dinámica que pueda los hijos acercarse a uno y viceversa", dice.

[Te puede interesar: Niño “marciano” quiere poner alto al bullying]

Este último reporte es uno de varios que han salido sobre el tema y que han causado cambios en algunas compañías.

Apenas la semana pasada la tienda Abercrombie and Fitch anunció un cambio a sus políticas ofreciendo a sus empleados horarios más estables y consistentes. Eso mismo han hecho negocios como Starbucks y Gap.

El tema también está sonando en el Congreso donde se contemplan proyectos de ley que le darían más flexibilidad a empleados para pedir cambios en sus horarios y requerirían que empleadores reformen ciertas prácticas.

Contáctanos